Esta viejuna no se anda con tonterías cuando se pone a follar, ella siempre prefiere hacerlo con su vecino negro, que por cierto tiene una polla enorme, y es el único que le hace gozar con el sexo anal. La señora es muy exigente y sabe muy bien quien es el indicado para darle por el culo.

     

Publicado el 24-septiembre-2013 | Duración: minutos | 24.926 visitas | Categoría: Anal, Rubias

Etiquetas: , ,