Al legar a su casa, se encontró a su esposa gorda masturbándose en el sofá, una imagen que puso su polla muy dura. La madurita notó el empalme de su marido, así que dejó de tocarse y lo aprovechó, para gozar junto a él de una buena follada casera, donde juntos disfrutaron como cuando eran más jóvenes.

 

     

Publicado el 2-marzo-2015 | Duración: 20:26 minutos | 6.284 visitas | Categoría: Gordas

Etiquetas: , , ,