Para este matrimonio, cualquier momento del día es bueno para tener sexo, pero algo pasó por la mañana de este día que la madurita tenía más ganas de lo normal. Empezó a acariciarle la entrepierna y, al ver lo dispuesta que estaba, su marido decidió aprovechar y acabó penetrándola hasta el fondo, acabando la faena con una corrida en su boca.

 

     

Publicado el 27-octubre-2014 | Duración: 21:15 minutos | 4.156 visitas | Categoría: Tetonas

Etiquetas: , , ,