Había acompañado a su madre a visitar a su nueva vecina tetona. Pero cuando se estaban yendo, el chaval se quedó en el piso y se puso a espiar a la señora mientras se duchaba. La mujer estaba muy buena pero de repente, le pilló mirándola con cara de pervertido. Le invitó a pasar y al final, terminó dejándose follar por el chico en el suelo de la ducha.

 

     

Publicado el 8-enero-2015 | Duración: 10:12 minutos | 4.700 visitas | Categoría: Rubias

Etiquetas: , , ,